Reforma migratoria en California puede preparar el camino para el resto del país

Louis Brandeis, juez famoso de la Corte Suprema de Justicia que se dedicó al servicio público, una vez dijo que California era un “laboratorio de la democracia. ”

En este momento, una serie de proyectos de ley pendientes le otorgarían derechos a los inmigrantes indocumentados de California que no tendrían en muchos otros lugares del país: el derecho de ejercer como abogado y tener una licencia de conducir se encuentran entre los proyectos de ley más importantes. Los proyectos tienen que ser firmados por el gobernador Jerry Brown antes de convertirse en ley.

Brown ha dicho que “ojalá, le enviará un mensaje a Washington que la reforma migratoria ha sido necesaria ya por bastante tiempo.”

California es líder en más de un sentido. Tomando una postura firme y positiva sobre la reforma migratoria, el estado también tiene el mayor número de inmigrantes de cualquier otro estado en el país. Esto tiene el efecto secundario de hacer que algunas de las políticas migratorias federales más duras no sean populares en el estado.

Una de estas políticas migratorias federales es Comunidades Seguras (SCOMM), lo que requiere que agentes de policía mantengan a un detenido y chequeen su información en una base de datos de ICE. Si el detenido aparece como alguien que debe ser deportado, el será deportados en la gran mayoría de los casos. Estas deportaciones no son en base de delitos graves tampoco. En un caso, una mujer fue deportada tras ser arrestada por un incidente de tráfico de poca importancia.

SCOMM es un problema, y ​​uno severo, ya que previene que inmigrantes indocumentados vayan a la policía cuando son víctimas de un delito, lo que deja sin protección y sin seguridad en sus propias comunidades. Esto se ilustra perfectamente cuando Lucy Allain, una inmigrante indocumentada, dijo que había sido asaltada sexualmente a la edad de 14 años. El agresor sexual sabía que ella era indocumentada y se lo recordaba para mantenerla en silencio, amenazando la deportación de ella y su familia si decía algo.

Es bueno que California está preparando el camino e introduciendo legislación para contrarrestar otras políticas por completo. Esperemos que el resto de la nación sigua el ejemplo de California pronto.