La historia del Día de la Bandera

Con sus 13 franjas rojas y blancas alternadas y sus 50 estrellas blancas de cinco puntas sobre un fondo azul, la bandera de EE. UU. es un ícono que conmueve los corazones y las almas de todos aquellos que aman a nuestro país, ya sean ciudadanos nativos o inmigrantes que han elegido a EE. UU. como su hogar.  El Día de la Bandera, que se celebra cada 14 de junio, es una ocasión para demostrar el orgullo estadounidense.

La importancia de la bandera como símbolo de la nación se reconoció a principios de la historia de EE. UU. Uno de los padres fundadores de la nación, John Adams, habló sobre la bandera en la reunión del Congreso Continental en 1777. Como símbolo de las 13 colonias de aquel tiempo, el fondo azul de la bandera solo constaba de 13 estrellas que “representaban una nueva constelación”, afirmó Adams en la reunión de Filadelfia.

No obstante, la bandera tan familiar hoy en día para nosotros es un diseño relativamente reciente, dado que EE. UU. ha tenido 27 versiones distintas de franjas y estrellas en la historia de la nación. Las 13 franjas de la bandera representan las colonias originales. Cada estrella en el fondo azul de la bandera fue agregada a medida que los estados se incorporaban a la Unión. La bandera tal y como luce en la actualidad surgió en 1960 cuando Hawái se convirtió en el estado número 50 de los Estados Unidos de América.

Los colores azul, rojo y blanco de la bandera también están destinados a simbolizar el carácter y los valores de la nación. El color rojo simboliza resistencia y valor; el blanco significa pureza e inocencia; el azul representa vigilancia. La celebración de los atributos incluidos en el rojo, el blanco y el azul de la Enseña Nacional aún se comparte en la actualidad, con frecuencia con una mano en el corazón o saludando a la bandera a medida que el Himno Nacional suena para celebrar las amplias franjas y las brillantes estrellas que clamamos con tanto orgullo.

Sin embargo, el simbolismo de la bandera se extiende más allá de las ocasiones de celebración. Izar la bandera a media asta indica una tragedia o una pérdida nacional y demuestra respeto hacia aquellos que se han sacrificado en nombre de la nación. En estas ocasiones, las banderas se izan por completo hasta la parte superior del asta y luego se arrían hasta la posición de media asta. Antes de que la bandera se arríe al final del día, esta se iza nuevamente hasta la parte superior.

El simbolismo de la bandera aún sigue volando alto y con orgullo este 14 de junio.